viernes, 12 de noviembre de 2010

Parque Nacional de Monfragüe II

A diferencia de la otra entrada, las siguientes fotos pertenecen a un día diferente, como podéis comprobar en el día de esta entrada, era un día excepcional para la fotografía.

Empezamos la jornada fotografiando pequeños pajarillos en los alrededores del Castillo de Monfragüe, eran muy inquietos, pero conseguimos plasmar sus encantos.

 Herrerillo (Parus caeruleus)
Este bonito Herrerillo andaba alimentándose de los frutos de esta Cornicabra (Pistacia terebinthus), andaba de una lado a otro sin parar quieto un instante, nos llevo un tiempo fotografiárlo, pero al final merecio la pena.
Picogordo (Coccothraustes coccothraustes) 
También se encontraba alimentándose en la mencionada Cornicabra, la verdad es que se estaban dando todo un festín, no sé cómo le podían quedar frutos a la pobre Cornicabra con la cantidad de Herrerillos y de Picogordos que había.

Roquero solitario (Monticola solitarius)
Esta bonita ave, que no habíamos visto nunca nos sorprendió junto a las ruinas del antiguo castillo, se encontraba tomando el sol mostrándonos ese color azul pizarra tan característico de esta especie.

Petirrojo (Erithacus rubecula)
Muy común como suele ser habitual, este en concreto lo vimos cerca del parking del castillo.

Culebra viperina (Natrix maura)
Ya sobre la hora de comer vimos esta culebra cerca de Villareal de San Carlos, andaba buscando una sombra donde cobijarse del intenso calor.

Jabalina (Sus scrofa) con dos rayones
Ha ultima hora del día y ya teniendo asumido que no íbamos a ver muchos animales más, nos encontramos con este curioso grupo de jabalina con dos rayones que no parecían molestarle nuestra presencia pues andaban tranquilamente a lo suyo.

Y para finalizar esta bonita puesta de sol que nos brindo un día más de gratas experiencias.
Espero que os haya gustado!
Un saludo!

5 comentarios:

Jesús Del Valle dijo...

Hola amigos. Por aquí (Granada-Jaén) a la Cornicabra le llaman también "Corneta". No le gusta mucho la compañía, suele estar sola (lo más probable procedentes de la dispersión de semillas por las aves y los zorros), cuando forman grupos le llaman "cornetales". Es una planta muy bonita por sus cambios de color y sus dobles semillas redondeadas unas y rojas para atraer a las aves y alargada la otra en forma de cuerno de cabra. Me gusta mucho esta planta que como el Madroño decora nuestro bosque mediterráneo. Saludos.

José Ángel y Miguel Ángel, I. T. Forestales dijo...

Hola Jesús, gracias por pasarte. También me gusta, aquí suele estar en zonas de cierta humedad, si la verdad que da un color muy característico al otoño, aparece junto a otras especies nobles. El cuerno proviene de una plaga, un insecto que deposita los huevos, y la planta reacciona de esta manera, en forma de "agalla".
un Saludo Jesús

Jesús Del Valle dijo...

En verdad que cuando abres el cuerno, la agalla, el interior es repugnante.Que cosas tiene la Naturaleza ¿verdad?

jesús dijo...

Buen trabajo. Me gusta especialmente la última foto. Bonita tierra la vuestra, al menos lo que conozco. Me queda por conocer, entre otras cosas, la Peña de Francia y esa zona. A ver si tengo oportunidad.

Un saludo...

Salomé Guadalupe Ingelmo dijo...

Porque el cielo también se puede alcanzar desde la tierra. Abrazos.