lunes, 23 de mayo de 2011

De Testing de la Biodiversidad en la Reserva Biológica Campanarios de Azaba en Salamanca.

El pasado fin de semana disfrutamos de un magnífico día en la Reserva de Campanarios de Azaba (Salamanca), perteneciente a la Fundación Naturaleza y Hombre a cuyos eventos ya hemos tenido el gusto de asistir en otras ocasiones. En esta ocasión Biodiversidad virtual nos expuso sus planes con la página web que han creado, a la cual os invitamos a visitar y participar, porque resulta muy interesante además se aprende mucho.

Durante el Testing pudimos observar la gran diversidad florística y ornitológica de la reserva, además de encontrarnos con variedad de insectos. Fuimos acompañados en todo momento por varios expertos en fotografía y naturaleza. A continuación os mostraremos algunas de las curiosidades que nos encontramos.

Al llegar vimos el bonito estado de la zona, una dehesa de quercíneas en la que aparece un subpiso de matorrales formados por escobas, rosales silvestres, jaras (Cistus ladanifer y salvifolius), jaguarzos, retamas, tomillos y cantuesos entre otras. El ambiente era primaveral y el tiempo de verano.
Paisaje de la dehesa de Campanarios en plena primavera.

En el paseo nos fuimos fijando en las muchas flores que aparecían en el entorno, fotografiando las más significativas con el fin de conocerlas y exponerlas en la base de datos de biodiversidad virtual.
Pimpinela escarlata o muraje (Anagallis arvensis).
Gallocresta (Bartsia trixago).
Rosal silvestre (Rosa canina).
 Jacinto comoso o hierba del querer (Muscari comosum).
José Ángel se entretenía intentando fotografiar una flor que se le resistía debido al fuerte sol.
Al final lo consiguió, era una Asperilla (Hispidella hispanica Barnadez ex Lam).

Nos paramos a comer, y por la tarde la marcha continuó su curso.
Participación en el Testing de Biodiversidad.
En nuestro camino se cruzó un Herrerillo común (Cyanistes caeruleus) pajarillo con el que nos cruzamos a menudo en nuestras rutas.
También era abundante este insecto Toro del sol (Heliotaurus ruficollis), se encontraba en una margarita.

Para terminar al salir del pueblo de Alamedilla del Chozo, en el cual se encuentra la Reserva Biológica de Campanarios observamos un bonito arco iris.
Arco iris desde Alamedilla del Chozo

Esperemos que os haya gustado esta entrada, nosotros lo pasamos muy bien, queremos darle las gracias a las personas y organizaciones que lo hicieron posible.

Saludos amigos! Y hasta pronto.

2 comentarios:

José Ángel y Miguel Ángel, I. T. Forestales dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Jesús Del Valle dijo...

Desde luego como envidio vuestro trabajo...rodeados siempre de luz, silencio,naturaleza pura a rabiar. Algún día espero poder jubilarme en mi finquita (2o Has) de Malpica de Tajo,Toledo y que vengais a visitarme. Saludos.